La mudanza

Se van juntando almas, símbolo de un sueño que nace;
tantos años de lucha por tus rincones y calles

León Gieco

La mudanza...

Hoy, cuando fuimos con Flor a anotarnos para los finales, nos dimos cuenta de que la mudanza es un hecho. No creí nunca que iba a pasar por esto. Tantas idas y vueltas… pero llegó, inexorable, inevitable… Digan lo que digan los del Centro de Estudiantes, llegó el momento de partir.

Todavía guardaba la esperanza de que los finales los rindiéramos allí, para poder reencontrarme otra vez con aquel sitio en el que pasé 10 años de mi vida. Pero no, dado que la mudanza ya está hecha, los exámenes se rinden en nuestro nuevo edificio y no hay tu tía.

Lo confieso, adhiero a la idea de que una institución tan prestigiosa y con la trayectoria centenaria de la nuestra debe tener su edificio, su lugar. Es el reclamo histórico que por fin se hace realidad… pero mi corazón se resiste.

Caminamos con Flor por el pasillo desierto y desolado. Tal vez algún estudiante desorientado, o un sujeto del centro de estudiantes (sigo renegando de llamarlos estudiantes) pegando carteles de “Paremos la mudanza”. En nuestra recorrida, miré los pasillos, con sus bancos, con sus mosaicos naranja, blanco y negro en cuadros, con relieve causado por los años… las rejas de las escaleras… y me di cuenta que sentía nostalgia.

Sigue leyendo